fbpx

¿Qué significa saldo a favor en el impuesto a la renta?

El impuesto a la renta es un tributo que se determina anualmente. Se aplica al trabajo realizado de manera dependiente o independiente, y a los ingresos que provienen del arrendamiento u otro tipo de cesión de bienes muebles o inmuebles.

Existen cuatro categorías para determinar el impuesto a la renta: primera categoría (generado por el arrendamiento o subarrendamiento de muebles o inmuebles), segunda categoría (venta de acciones o valores mobiliarios), tercera categoría (derivadas de actividades comerciales, industriales, servicios o negocios) y cuarta categoría (trabajadores dependientes e independientes cuyos ingresos anuales serán superiores a 7 UIT).

Al momento de empezar a realizar la declaración jurada anual del impuesto a la renta, los contribuyentes tienen la posibilidad de obtener un saldo a favor de la renta. Eso quiere decir que han realizado un pago excesivo de sus tributos.

Tratándose de los saldos a favor del contribuyente y solo para aquellos que generan rentas de tercera categoría, existen una serie de normas que se utilizan para determinar los créditos contra los pagos a cuenta que les corresponde efectuar. Lo ideal es conocer cada una de ellas y gestionar el pago gracias a un servicio contable.

  1. Solo se podrá compensar los saldos a favor originados por rentas de tercera categoría.

 

  1. Para la compensación de créditos se tendrá en cuenta el siguiente orden: primero se compensará el anticipo adicional, luego los saldos a favor y, por último, cualquier otro crédito.

 

  1. El saldo a favor acreditado en la declaración jurada anual del ejercicio precedente al anterior, por el cual no se haya solicitado devolución, deberá ser compensado contra los pagos a cuenta del ejercicio, inclusive a partir del mes de enero, hasta agotarlo.

 

  1. El saldo a favor generado en el ejercicio inmediato anterior deberá ser compensado solo cuando se haya acreditado en la declaración jurada anual y no se solicite devolución por el mismo. Asimismo, únicamente contra los pagos a cuenta cuyo vencimiento opere a partir del mes siguiente a aquel en que se presente la declaración jurada donde se consigne dicho saldo.

Supuestos

Si un contribuyente presentó su declaración jurada anual en marzo, el saldo a favor podrá utilizarlo en el periodo de marzo que vence en abril. En cambio, si el contribuyente presentó su declaración jurada anual en abril, recién podrá usar el saldo a favor en el periodo de abril que vence en mayo.

Recuerda que el impuesto a la renta se paga entre los meses de marzo y abril de cada año. La Sunat lanza cada año el cronograma de pagos en función al último digito del RUC. Un despacho contable puede realizar esta labor de manera efectiva.

 

En Villa Muzio & Asociados te aseguramos una calidad óptima en asesoría contable y gestión de planillas, con una reputación precedida por clientes satisfechos. Somos un estudio contable en Lima y estamos listos para brindarte los servicios que requieres. No dudes en contactarnos al + (511) 6522016, 947 328 915 (WhatsApp) o escribirnos al correo a [email protected]

Menú
Abrir chat